VIAJE A ROCHEFORT- 3ºESO IES BESAYA 20-23 MARZO 2019

VIAJE A ROCHEFORT- 3ºESO IES BESAYA 20-23 MARZO 2019

Gracias al apoyo y financiación de la Asociación de Hermanamientos de Torrelavega los alumnos de 3º de ESO de francés y en su mayoría participantes del Programa Bilingüe Integrado del IES BESAYA han podido disfrutar de un viaje a Rochefort donde durante tres días han descubierto la región y han vivido una emocionante jornada escolar con adolescentes de su edad aprendices de Español.

Para descubrir Rochefort y su arsenal desde las alturas y estirar las piernas tras el viaje en autobús, los alumnos tuvieron que demostrar agilidad y coraje y escalar los mástiles del parque de multiaventura Accro-Mâts. Pese al vértigo o miedo a las alturas, la mayoría fue capaz de llegar a lo más alto, 32 metros, y saltó en goming hasta la cubierta.

Después de soltar adrenalina y demostrar gran espíritu de superación, fuimos a visitar La Corderie Royale, antigua cordelería real construida en 1666 prueba de la grandeza y el poder de Luis XIV en el SXVII. Primer edificio industrial del Arsenal marítimo de Rochefort y el más largo de Francia, abasteció de cordajes manufacturados a la marina y sus navíos durante 3 siglos. La guía se esforzó por adaptar su discurso en francés a nuestro grupo que se trajo un trozo de cuerda fabricada a la vieja usanza durante la visita interactiva.

Los responsables de la Asociación de Hermanamientos de Rochefort, Renée y Alain entre otros, nos ofrecieron un aperitivo de bienvenida en el albergue y le regalaron a cada alumno un ejemplar de su cómic sobre la historia de Rochefort.

El segundo día fuimos a descubrir la Isla de Olerón, la mayor de la costa atlántica francesa famosa por el cultivo de ostras. Llegamos hasta el faro de Chassiron y subimos sus 224 peldaños para divisar la isla desde lo alto.

Nuestra segunda parada fue la capital de la isla y recorrimos el pintoresco puerto ostrícola con sus famosas cabañas de colores a pie de los criaderos de ostras. Quedó pendiente catar el producto…

Pero lo más importante del viaje estaba por llegar: jornada de convivencia e intercambio escolar en el Collège de La Tremblade. Nervios, bloqueo, reticencia a la hora de dividirse e integrarse en los grupos de escolares que les acogían. Allí todo un colegio alterado esperando la llegada de los españoles. Comida en la cantina (restaurante escolar) sin ayuda de las profesoras acompañantes que a su vez fueron calurosamente recibidas por el equipo docente del centro. Y cinco horas después, acabar intercambiando Instagrams, con abrazos y pena por tener que despedirse. Una gran satisfacción para todos, profesoras y alumnos.

De vuelta a Rochefort, tiempo libre para comer una crepe y moverse con autonomía por el centro histórico y sus tiendas y regresar juntos paseando al albergue por la rivera del río Charente que da nombre a la región, la Charente-Maritime.

El tercer día, visitamos La Rochelle, ciudad más turística y con encanto de la región, en un resplandeciente día de sol. Comenzamos comiendo un croissant para ir a las Torres de La Rochelle, guardianas de su entrada al puerto. La historia de la ciudad la descubrimos con la visita guiada a la Tour de la Lanterne, durante siglos prisión primero de corsarios, más tarde de condenados al exilio en ultramar y que alberga impresionantes y numerosos grafitis de reclusos españoles, franceses e ingleses…

Y para la tarde, el Aquarium…una sesión de “buceo en seco” por el misterioso y bello mundo submarino con actividades de descubrimiento y audio guías explicativas para no perder detalle. Un placer para los sentidos.

Y para acabar el viaje, gynkhana fotográfica por el centro de Burdeos, última oportunidad para comprar souvenirs y comer algo antes de volver a casa. Lamentablemente, el Espejo de Agua estaba desconectado, y en su lugar nos vimos inmersos en una manifestación de chalecos amarillos rodeados de antidisturbios…de bruces con la más rabiosa actualidad, sin duda aprendizaje significativo.

La mejor muestra del interés de emprender e incentivar esta experiencia, leer los comentarios de los propios alumnos:

“Nos recibieron y trataron genial. Lo que más me gustó fue visitar el colegio, hicimos muchas actividades y todos eran muy educados. Este viaje me encantó” Andrea I.

“Lo que más me ha gustado ha sido cómo nos han acogido los franceses y propongo que vengan aquí. Me gustó mucho la actividad del barco y del acuario” Marina M.

“El viaje me ha gustado mucho, la gente ha sido muy educada y agradable. Lo que más me ha gustado ha sido ir al colegio, me lo pasé muy bien. Hice bastantes amigos y me encantaría verlos otra vez. Propongo que ellos vengan a Torrelavega, no estaría mal 😉” Adriana G.

“Lo que más me gustó fue el colegio, conocí a muchos amigos y me gustaría que viniesen a Torrelavega”. Neco V.

“Francia me ha gustado mucho. Sus ciudades eran preciosas y las actividades muy divertidas. Estuvo muy bien organizado y hemos conocido a mucha gente. Lo volvería a repetir porque me lo pasé muy bien. Aunque me hubiera gustado que durase más, como un intercambio. ¡Espero volver!” Celia G.

“Lo que más me gustó fue conocer a niños y niñas franceses, porque además de pasarlo bien y hacer amigos aprendí mucho francés. Me gustaría volver a verles, porque me cayeron muy bien” Patricia N.

“Lo que más me gustó fue el día en el colegio. Lo que menos fue el museo de los barcos. Me ha gustado mucho el viaje😊”

“Me ha parecido un viaje muy bonito, en el que he hablado un montón francés y he mejorado en ello. Volvería a Rochefort de nuevo ya que es muy interesante conocer lugares y ciudades de países diferentes al nuestro. Mi parte favorita ha sido visitar el Acuario de La Rochelle, ya que podíamos observar un montón de especies desconocidas para nosotros. El albergue estaba genial y nos lo pasamos muy bien estando todos juntos.”

“El viaje a Rochefort me ha gustado mucho, ha sido una divertida experiencia. El primer no me gustó mucho porque las tirolinas no me gustan y el viaje se me hizo largo. El segundo día me gustó más porque fuimos al faro de una isla muy bonita y a un instituto donde conocimos gente nueva. El tercer día fuimos a La Rochelle donde conocimos las 3 Torres y el acuario. El último día fuimos a Bordeaux y a casa. Lo que más me gustó fue el Acuario y las noches en el albergue con los compañeros.” Helga.

“Lo que más me gustó fue la visita al colegio, por lo que me gustaría que se llevara a cabo un intercambio, ya que los franceses fueron muy amables. El Acuario también me gustó mucho.” Nerea Y.

“Lo que más me gustó fue conoceros a todos, me lo pasé muy bien. Me gustaría que nos volvíesemos a ver en Francia o aquí” Daniela C.

“Lo que más me gustó fue ir al colegio y por eso me gustaría que volviesen. Aprendí mucho e hice muchos amigos que hoy en día echo de menos. Me sentí muy orgullosa porque supe comunicarme con franceses. El museo también me gustó” Sara P.

“Lo que más me gustó del viaje ha sido el Acuarium de La Rochelle, porque me gustan los peces. También me gustó Bordeaux y el parque de tirolinas.” Diego B.

“El viaje me gustó mucho y los lugares que visitamos también. Lo que más me gustó fue La Rochelle y lo que menos fueron las Torres que visitamos. Me lo pasé genial, el albergue estuvo genial y la compañía también. Repetiría seguro!!” Lara S.

“Me ha gustado mucho el viaje. No ha habido nada que no me haya gustado. He hablado mucho francés y lo he entendido casi todo. Lo que más me ha gustado ha sido el acuario de la La Rochelle. Me ha parecido un gesto muy bonito eso de regalarnos un libro. ¡HA SIDO GENIAL!”

“Nuestro viaje a Francia fue genial. Algunas de las cosas que más me gustaron fueron las tirolinas o la visita al acuario. Ha sido muy interesante conocer a los niños del instituto e intentar entendernos entre todos. La Rochelle era una ciudad muy bonita y lo pasamos muy bien recorriendo sus calles. Me gustaría mucho volver alguna vez”.

01-Acro 02-Grupo 03-Corde 04-comite 05-Chassi 06-Chassi-grupo 07-huitres 08-ostras 09-Liceo 10-liceo 11-liceo 15-La roche 16-Acuario 17-acuario 18-Bordeaux

 

 

 

 

Comentario de la profesora responsable y coordinadora del PEB:

Agradecemos a las familias participantes su apuesta por esta experiencia que, sin duda, supone una recompensa al esfuerzo de nuestros alumnos -en especial de aquellos que además participan en el programa bilingüe- y completa su formación llenándola de sentido al ofrecerles la posibilidad de desenvolverse en inmersión lingüística y cultural. Además de conocer mundo, han roto la barrera del aula y superado vergüenzas para encontrarse con adolescentes franceses con los que han compartido un crecimiento personal del que se sienten orgullosos. Este es el objetivo fundamental del aprendizaje de lenguas extranjeras y el viaje es la mejor prueba de su valor. La Asociación de Hermanamientos y los fondos europeos destinados a encuentros y creación de red ciudadana lo han hecho posible y desde el IES BESAYA estamos muy satisfechos de haber aprovechado esta oportunidad en beneficio de nuestros jóvenes aventureros.

Elisa BUENO FREIGNER.

 

Esta entrada fue publicada en Escolares, Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *